Corredores de seguros: el factor clave al contratar una póliza

corredores de seguros

Descubre más contenidos interesantes en la edición de febrero de elEconomistaSeguros

Superan los 3.000 en toda España y su principal objetivo es velar por los intereses de los asegurados. Los corredores de seguros juegan un papel clave en la protección de los consumidores de seguros, pero aún son unos grandes desconocidos.

Un texto de Virginia M. Zamarreño

En España hay más de 3.150 corredores y corredurías de seguros, de acuerdo con los últimos datos disponibles de la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones (DGSFP). Estos profesionales del seguro juegan un papel muy importante en la distribución de los productos y servicios de las aseguradoras y en el traslado a la sociedad del papel del seguro. Su papel va más allá de la mera venta de una póliza.

Martín Navaz, presidente de Adecose, la Asociación Española de Corredurías de Seguros, que representa a las corredurías grandes y medianas, explica que “las corredurías de seguros las forman profesionales independientes, sin adscripción a ninguna entidad aseguradora, cuyo máximo interés es que el cliente disponga de las mejores condiciones en la contratación de sus seguros. Para ello, prestan un asesoramiento riguroso en función de las necesidades del asegurado, buscando las mejores alternativas que el mercado le pueda ofrecer y, por encima de todo, defendiendo sus intereses ante la aseguradora en caso de que se produzca un siniestro”.

¿Alguna vez ha pensado que sus seguros no le cubren todo lo que deberían o que, al contrario, está pagando por coberturas y garantías que nunca va a necesitar? La principal función de los corredores de seguros es evitar que esto suceda. A través de un asesoramiento profesional y especializado logran encontrar la solución aseguradora que mejor se adapte a sus necesidades, ya sea un particular o una empresa.

Además, ayudan al asegurado a entender la letra pequeña de las pólizas. “Somos claves para que el consumidor entienda la importancia del seguro que está contratando, un producto que protege lo más importante que tiene: su patrimonio, su bienestar, su familia, así como de que éste se ajuste a sus necesidades reales. Nuestra labor es importantísima en todos los ramos: autos, hogar, vida y ahorro, salud… Si el cliente conoce todas las ventajas y beneficios que le proporciona contar con un corredor, nos considerarán siempre frente a otras opciones”, explica Mónica Pons, presidente de Aunna Asociación.

¿Y qué otras opciones tiene el consumidor? Pues adquirir el seguro directamente a la aseguradora a través de su red de agentes –que también son profesionales de la mediación, pero trabajan para una compañía en concreto- o a través de internet y los comparadores de seguros.

Daniel Salamanca, presidente de la Vocalía de Corredores del Consejo General de los Colegios de Mediadores de Seguros, insiste en el valor añadido que aporta el corredor de seguros: “Con una vocación de asesoramiento personalizado y un espíritu de independencia trabajamos con varias aseguradoras, lo que hace que nuestra oferta, además de ser amplia y sin coste para el cliente, suponga un trabajo que garantice al consumidor una profesionalización, un análisis y un estudio de coberturas que difícilmente, pueda conseguir por su cuenta”.

Especialmente si se trata de encontrar la cobertura más adecuada para una empresa. Un aspecto fundamental para garantizar el futuro de la actividad empresarial en caso de siniestro grave. “El valor que aporta el corredor es enorme, se convierte en gerente de riesgos de aquellas personas o sociedades que requieren sus servicios”, explica Maciste Argente, presidente de la Federación de organizaciones profesionales de corredores y corredurías de seguros de España (Fecor), que añade que “Yo centraría de manera muy concreta nuestra labor en estas tres fases que siempre aplicamos cuando estudiamos la cobertura de un riesgo: análisis del riesgo y búsqueda de su transferencia a una entidad aseguradora, configuración del marco contractual de la póliza de seguro a suscribir y, por último, asesoramiento permanente durante la vida del contrato junto con asistencia profesional en la tramitación de los siniestros”.

Garantizar la protección del consumidor

Una de las funciones más valoradas de los corredores es la ayuda que prestan a sus clientes a la hora de tramitar un siniestro y a resolver los problemas que puedan surgir con las compañías. El presidente de Adecose recuerda que “las corredurías tienen como gran valor velar por los intereses de los clientes ante las aseguradoras, además de defenderlos en caso de siniestro ante las entidades, de ahí la gran ventaja que implica su gestión para los clientes que acuden a ellos. El rigor en el asesoramiento es uno de los principales valores de las corredurías, ya que es clave a la hora de prevenir riesgos a los clientes garantizando su seguridad”. Este rigor se traduce en…

Continúa leyendo en elEconomistaSeguros 

Tagged , , , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.