Doctoralia: los pacientes españoles están sobreinformados

Doctoralia

Según el estudio “El médico 3.0” de Doctoralia, la sobreinformación con la que hoy cuentan los pacientes está empezando a dificultar seriamente el trabajo de los especialistas en salud en España.

Internet nos ha abierto la puerta a un sinfín de información y ventajas, pero también desventajas que no deben ignorarse. Si nos centramos en campo de la salud, consultar al “Dr. Google” no sólo puede ser desconcertante sino hasta peligroso en algunos casos. Cada día somos testigos de cómo estudios y teorías, muchos de dudosa calidad, circulan por Internet libremente. Los expertos llaman a esto “sobreinformación”. Precisamente es lo que está sucediendo actualmente entre los pacientes españoles, según los datos manejados por Doctoralia.

Especialistas de salud vs Dr. Google

En el informe “El médico 3.0” (2017) se destaca cómo el 51,7% de los especialistas en salud en España afirma que los pacientes tienen acceso hoy en día a demasiada información a través de Internet. Esta situación no solo afecta al propio paciente, que dar con noticias y diagnósticos poco contrastados o incluso falsos que no sólo ponen en riesgo su salud, sino también a los mismos especialistas. Y es que muchos de los que han participado en el informe reconocen que, ahora que el paciente dispone de tanta información, su figura queda a veces en entredicho y es más complicado hacerles llegar sus recomendaciones. El llamado efecto “Dr. Google” sale a la luz y hace que los pacientes den más credibilidad a lo que encuentran en la red que a la palabra de los profesionales.

El estudio abarca a los especialistas de Brasil, México y Polonia, donde los pacientes se muestran especialmente activos en el uso de herramientas de salud digital. En México y Polonia, las opiniones de los especialistas consultados siguen la misma tónica que en España: el 45% cree que esta sobreinformación no les ayuda a la hora de tratar a sus pacientes.

Contrariamente Brasil, una de las potencias emergentes en el campo de la eHealth, es el país donde los especialistas se muestran más a favor del empoderamiento del paciente. El 55,3% opina que es verdad que los pacientes tienen más información, pero consideran favorable que sigan sus recomendaciones y no dependan tanto de la figura del médico, algo que puede ser útil para evitar colapsos en centros de atención primaria y hacer más eficiente el sistema sanitario.

Mucha información, poco actualizada y aún menos contrastada

Todos los especialistas en los cuatro países en los que se llevó a cabo el estudio coinciden en que lo que más alarmante de la información relacionada con salud que ofrece la red es que no suele estar revisada por especialistas. Curiosamente, son los profesionales brasileños los más preocupados por este tema (77,3%), seguidos de los españoles (76,3%).

Doctoralia colabora en España con #SaludSinBulos, una plataforma cuyo objetivo es denunciar las informaciones falsas relacionadas con la salud que circulan por Internet. “Uno de cada tres bulos que circulan en la red es sobre salud, siendo las relacionadas con la alimentación y el cáncer las más recurrentes. Todas estas informaciones falsas generan mucha viralidad y pueden tener un impacto negativo en la salud de las personas y en los conocimientos que como sociedad adquirimos y usamos para cuidar de nuestro bienestar”, apunta el Dr. Frederic Llordachs, cofundador de Doctoralia.

Otro problema que los especialistas perciben es que existe una gran cantidad de información, siendo España el país que más preocupación muestra por este aspecto (45%). El tercer problema más citado es que la información no suele estar basada en los últimos avances en salud, es decir, no está actualizada.

Los médicos también buscan en Internet

A pesar de que el debate sobre las búsquedas de información de salud en Internet se suele centrar en los pacientes, los especialistas también reconocen buscar datos sobre su especialidad online. Brasil es donde un mayor porcentaje de especialistas (93,3%) dicen consultar la red para actualizarse y estar al corriente de nuevas tendencias.

En España, el porcentaje es del 92%, mientras que en México es del 81,3%. En México los profesionales de la salud se conectan a la red también para descubrir falsas informaciones que circulen sobre su especialidad y poder estar preparados en caso de que sus pacientes pregunten sobre ellas. En Polonia, contrariamente, ganan los recursos tradicionales: sólo un 47% dice usar las redes frente al 53% que no las emplea.

Tagged , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *