Aemes, disconforme con el registro de la jornada diaria del trabajador



La Inspección de trabajo obliga a las empresas a controlar cada día el tiempo laboral de todos sus trabajadores

Aemes ha mostrado su disconformidad con el registro de la jornada diaria del trabajador al que obliga la Inspección de trabajo. La reciente jurisprudencia determina la necesidad de realizar un registro diario de las horas de trabajo por cada empleado, cualquiera que sea su jornada, con el fin de asegurar el control de las horas extraordinarias realizadas en la empresa.

En este sentido, conocido el Plan de Control 2016 de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, Aemes manifiesta su total disconformidad “hacia esta nueva carga administrativa impuesta a las empresas para el cumplimiento de este registro”.

La asociación argumenta que “el Sector de la mediación de seguros privados está formado, en su mayoría, por pymes y micropymes. Además, existen perfiles profesionales de carácter eminentemente comercial, cuyas funciones se realizan habitualmente fuera del centro de trabajo, sin sujeción a un horario prefijado. Esta situación viene a añadir una nueva carga administrativa a nuestras empresas, con los correspondientes costes económicos y de oportunidad que conlleva”.

La dificultad que a juicio de Aemes provoca la imposición de esta medida hace que la asociación solicite a CEOE -que ha mantenido contactos con la Inspección de trabajo con objeto de intentar concretar los términos de esta obligación- que “siga insistiendo en la necesidad de continuar con las actuaciones necesarias para eliminar/reducir esta nueva carga”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.