¿Cómo sería el mundo sin seguros de Vida? Allianz lo analiza en la última edición de su informe Pulso Demográfico



El seguro de Vida cumple 250 años y durante todo este tiempo, ha contribuido a garantizar la estabilidad y la calidad de vida de sus asegurados en casos de enfermedad o fallecimiento. Allianz analiza en la última edición de su informe Pulso Demográfico cómo sería el mundo que hoy conocemos si este tipo de pólizas no existiera.

El seguro de Vida mueve actualmente más de 10 billones de euros, una décima parte de los activos financieros globales de los hogares. Esta cifra equivale a cuatro veces el PIB alemán. El seguro de vida se está popularizando como herramienta para acumular activos en los mercados emergentes y para cubrir riesgos biométricos (los que están relacionados con la vida del asegurado: muerte, longevidad, discapacidad, etc.).

Según explica la compañía alemana, el seguro de Vida no es un mero producto financiero que permite a los asegurados ahorrar a largo plazo. Las características de estas pólizas van más allá, garantizando una serie de servicios asociados de los que carecen otros activos financieros.

El seguro de Vida cobra cada vez más importancia a medida que la población envejece, ya que complementa las pensiones públicas que reciben los mayores de 65 años y aquellas personas que sufran una incapacidad laboral. En este sentido, Allianz recuerda que la importancia del seguro privado aumenta a medida que, debido a la crisis, disminuye el número de trabajadores en activo.

La última edición del informe de Allianz estudia las implicaciones de los seguros de Vida y pone de relieve su importancia, seguridad y rentabilidad. “Cuando se trata de constituir un ahorro para la vejez, protegerse a uno mismo contra la incapacidad laboral o la invalidez, así como contra otros riesgos directamente asociados a la vida en general, no hay prácticamente una alternativa mejor a los seguros de Vida”, recuerda la compañía.

Sólo en España por cada nuevo nacimiento habrá 41 personas mayores de 60 años en 2050. Esta cifra multiplicará por ocho la cifra de 1950, cuando había 5 mayores de 60 por cada recién nacido. Es más, en España la esperanza de vida llega de media hasta los 79 años en el caso de los hombres y cerca de los 90 en el de las mujeres. Y se espera que este tiempo se prolongue.

Estabilizador de los mercados financieros

Como se indica en el Pulso Demográfico Allianz, si no existieran los seguros de Vida, los mercados de capitales también sufrirían consecuencias, ya que estos productos, con su política de inversiones a largo plazo, ayudan a estabilizarlos.

Es más, las políticas conservadoras de inversión de las compañías aseguradoras han librado a muchos clientes de fuertes pérdidas durante la crisis. El seguro de Vida es importante, seguro y rentable para las personas”, explica Michael Heise, Economista Jefe de Allianz SE.

Por ejemplo, a finales de 2011, las compañías alemanas tenían menos de un 4% del total de sus inversiones en renta variable. En 2008, fue precisamente esta política de inversión conservadora la que libró a los clientes alemanes de seguros de Vida de las fuertes pérdidas incurridas, por ejemplo, por los clientes ingleses de pólizas de Vida, quienes habían invertido mucho más en renta variable. En el caso de las aseguradoras españolas, las inversiones se caracterizan por la prudencia y el largo plazo. Según la Memoria Social de Unespa, el 64% de la inversión se ubicó en 2011 en renta fija o en el mercado inmobiliario, activos considerados conservadores. Sólo el 5,1% se invirtió en renta variable. En total, las inversiones del sector asegurador español equivalen al 19% del PIB.

En España, Allianz Seguros está preparada para dar la respuesta necesaria a los ciudadanos y compensar la inversión de la pirámide poblacional con seguros y productos financieros destinados a las épocas pasivas de los ciudadanos y, muy en especial, al segmento de mayores de 55 años. “Ponemos a disposición de nuestros clientes, productos que les acompañan en todas las fases de la vida, incluyendo el ahorro y la planificación de su jubilación, a través de nuestra gama de PPA y de nuestro producto Allianz Capital, un producto único en el mercado que ofrece al cliente total flexibilidad con disposiciones libremente establecidas en función de sus necesidades”, afirma Cristina del Ama, directora de la División de Vida y Salud de Allianz Seguros.

“Estamos muy concienciados de la existente necesidad presente y futura de ofrecer alternativas en función del perfil de cada cliente, así como de la importancia de ofrecer un asesoramiento financiero personalizado y de alta calidad”, concluye Del Ama.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.