Arrenta alerta a las comunidades de vecinos de la necesidad de actualizar sus seguros

Más del 80% de los seguros de comunidad son muy antiguos, con primas altas y escasas coberturas

Las coberturas de las Pólizas de Seguros de Edificios que contratan las Comunidades de vecinos deben incrementarse y actualizarse notablemente para seguir mejorando la seguridad general de nuestro parque de viviendas, según el análisis que Arrenta acaba de realizar.

En concreto, más del 80 por ciento de estas pólizas están contratadas hace mucho tiempo, pagan unas primas muy altas y las coberturas son reducidas y no se han actualizado. Arrenta aconseja a los responsables de las Comunidades que acudan a la figura de un corredor de seguros, ya que es el único que puede realizar un análisis y asesoramiento imparcial de las necesidades reales y elegir la mejor póliza dentro de la amplia oferta de las diferentes aseguradoras.

En este sentido, hay que destacar algunas de las nuevas coberturas que han aparecido en este tipo de seguros en los últimos años y que resultan fundamentales como atascos y gastos de desatasco de conducciones de agua comunitarias, filtraciones, heladas, exceso de consumo de agua derivado de un siniestro, hundimiento accidental del terreno por obras ajenas al inmueble, responsabilidad civil de la Junta rectora de la comunidad y todas las garantías que facilitan un valor añadido mediante la prestación de servicios como son el control de plagas, pequeñas reparaciones, limpieza de grafitis, facturación eléctrica e, incluso, Inspección Técnica de la Edificación de carácter obligatorio.

Elevada siniestralidad

La siniestralidad de los edificios es alta, de hecho cada día tienen lugar más de 2.500 incidentes, pero no siempre las pólizas que tienen contratadas las Comunidades de vecinos cubren las necesidades reales en caso de siniestro.

Esta es la principal conclusión del análisis que Arrenta acaba de realizar con el objetivo de mejorar la cobertura de las pólizas de los edificios en España.

Más del 60% de los vecinos consultados no sabe si su Comunidad dispone de una póliza multirriesgo y aquellas que lo afirman, desconocen totalmente las coberturas. Otro problema importante es que casi un 10% de Comunidades no cuenta con ningún tipo de seguro de comunidad.

Los incidentes más frecuentes y que generan mayor coste para las compañías aseguradoras son los daños y responsabilidad civil causados por el agua canalizada del edificio, que representan más del 60%; los relacionados con fenómenos atmosféricos, en un 15%, que están registrando un crecimiento destacado en los últimos meses, y la rotura de cristales, con el 7%, según los datos facilitados a Arrenta por José Luis Marín, director técnico y de Siniestros de Mutua de Propietarios. Los incendios también ocupan un puesto destacado con más del 5%. El coste medio de un siniestro es de 400 euros.

Ante esta situación de desprotección generalizada, Arrenta aconseja a los responsables de las Comunidades asesorarse por un corredor de seguros para actualizar sus pólizas, según explica Carlos Ruiz, gerente de Arrenta que añade que “Arrenta, como corredor de seguros, comercializa los seguros más actualizados del mercado”.

Tagged , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *