Contra todo pronóstico, el futuro de las librerías no está escrito

El futuro de las librerías no está escrito

De acuerdo con un estudio de Insight View, las librerías han conseguido incrementar un 75% su facturación media en la última década. Sin embargo, su ratio de rentabilidad se deteriora progresivamente desde 2010.

Hace diez años, la contracción del consumo asociada al estallido de la crisis económica provocó un momento crítico para la supervivencia de las librerías. Hoy, las librerías han demostrado cierta capacidad para reinventarse en torno a la importancia de prescripción del librero, la especialización temática, el acortamiento del ciclo de venta o la generación de espacios de lectura.

El futuro de las librerías

De acuerdo con los datos que ofrece Insight View, la facturación media de una librería ha crecido casi un 75% desde el suelo que tocó en 2011. Esta evolución, sin embargo, no se ha trasladado a los resultados, cada vez más ajustados, profundizando en el deterioro de la capacidad de pagos de una de cada cinco librerías.

El papel sigue mandando

En contra de lo que se vaticinaba, el libro electrónico no ha sustituido al papel. Los últimos datos del Centro de Investigaciones Sociológicas indican que ocho de cada diez lectores españoles siguen prefiriendo el soporte físico, uno lee digital y el último combina ambos.

El desafío hoy no está en el producto sino en las nuevas formas de compra y distribución. De acuerdo con los datos que ofrece Insight View, a lo largo de la última década las librerías han sufrido un deterioro de su ratio de rentabilidad económica. Ha pasado del 6,3% de 2010 al 2,3% del último ejercicio, aunque ha logrado sostener otros ratios importantes: solvencia, tesorería, liquidez y disponibilidad.

Facturación

La librería media en España factura cerca de 3,3 millones de euros, con unos beneficios que apenas superan los 17.000 euros. Estos márgenes tan estrechos explican, en gran medida, los riesgos de impago en el sector. El 18% de las librerías están en riesgo elevado de incumplir sus pagos. El riesgo es máximo entre el 5% de estos comercios culturales. Una parte muy relevante del sector, el 46%, ha sido fundada después de la crisis. Es en este segmento donde se concentra el peor comportamiento: con facturaciones medias en el entorno de los 400.000 euros, la bolsa de librerías en elevado riesgo de impago se eleva hasta el 26%.

Tamaño empresarial

La distribución por tamaños empresariales muestra la profunda atomización del sector. La presencia de grandes y medianas empresas es testimonial: un 85% son microempresas y asciende al 97% si añadimos también a las pequeñas. Madrid es la Comunidad Autónoma con mayor número de establecimientos, el 23% del total, seguida de Cataluña, Andalucía y la Comunidad Valenciana.

También te puede interesar:

Tagged , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.