Estas son las claves del éxito de los nuevos modelos insurtech

Coverfy analiza la situación actual de transición de modelo tradicional a online

La llegada de las insurtech está ya esbozando el que será el nuevo horizonte del sector asegurador. Una disruptiva forma de hacer y  generar negocio a la que se están adaptando los antiguos modelos en su carrera por incorporar las fórmulas que actualmente dan pie a alcanzar al usuario digital. Este, al igual que ha hecho en otros sectores, empieza a adentrarse en el mundo de los seguros a través de su canal preferido: las apps y las nuevas tecnologías.

Más allá de considerar a estos nuevos players como peligrosos para el sistema tradicional, han conseguido posicionarse como unos aliados evidentes en este rediseño del panorama asegurador y su transformación digital, por sus características propias.

Desde Coverfy, app que permite gestionar todos los seguros desde el dispositivo móvil y optimizar precios y coberturas, hacen un repaso de las principales claves del éxito del modelo startup en la ayuda al sector tradicional a alcanzar al usuario online.

Aunque el sector se mueve, las aseguradoras todavía se están adaptando a la llegada de las nuevas tecnologías. Revisar y reorientar su negocio es una transición dura y larga en la que las nuevas startup tienen mucho que aportar. Con un modelo plenamente orientado al usuario online, las insurtech pueden ayudarles a cubrir ese hueco. ”Para las aseguradoras es una oportunidad como nuevo canal de adquisición de clientes digitales, pues les permite aumentar su capacidad de captación e incrementar el número de pólizas gracias a la visión global del perfil de usuario”, señala Vicente Arias, CEO de Coverfy.

Por otro lado, la implementación de un nuevo sistema de organización y la puesta en marcha de nuevos servicios orientados al cliente digital supone un alto coste de inversión para las empresas tradicionales. Por ello, según la empresa la integración o contratación de empresas y herramientas insurtech es una fórmula que da solución a la necesidad de empezar desde cero la reestructuración y transformación empresarial.

Además hay que tener en cuenta que los usuarios han cambiado su comportamiento y exigen nuevos servicios adaptados a sus necesidades e incluso a su forma de vida, ligados a los requisitos de la inmediatez y a la personalización máxima del producto. Asimismo, la llegada de nuevas fórmulas económicas, como la economía colaborativa, generan nuevas formas de actuar y expectativas en el consumidor, que no solamente exige un servicio adecuado y ágil, sino que reclama transparencia de procesos y un precio justo.

Por otra parte, la inteligencia artificial y la hiperconectividad ya están dando y darán pie a la aparición de nuevos seguros y formas de contratación. La gran cantidad de posibilidades que plantean las nuevas tecnologías de cara al futuro podrían abrirse al sector asegurador, que ha de redefinir fórmulas y diseñar nuevas opciones. Pero además, el usuario de hoy concibe su actividad diaria como un estilo de vida en el que no solo se piensa en asegurar tangibles, sino todo lo derivado de sus experiencias y actividades.

“Queremos que nuestros clientes se despreocupen de los seguros. El móvil ha pasado a formar parte del día a día de todos y ahí está la diferencia. Nos permite focalizar en un mismo dispositivo todas las gestiones, pólizas, consultas y demás temas relacionados con los seguros. Además, se convierte en el centro de notificaciones donde recibes todas las propuestas de mejoras”, afirma Arias.

La personalización es crucial. Si por una cosa se caracterizan las empresas tecnológicas es por la capacidad de personalizar productos, derivada de su análisis cruzado de big data. La obtención de información sobre el comportamiento del consumidor permite al sector tradicional incorporar detalles que son la clave en la captación de un usuario digital inmerso ya en el mundo online. Una vía rápida con la que se asegurará el éxito en su incipiente transformación digital.

Para finalizar, la contratación de nuevo talento, la integración o incorporación de nuevas plataformas, la inversión en su desarrollo o su compra son algunas de las fórmulas que se están consolidando en esta adaptación necesaria entre los modelos antiguos y los nuevos players digitales. Estas prácticas ya dibujan el futuro del sector asegurador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.