IMQ aprueba la gestión del consejo pero evita las controversias del estatuto

IMQ aprueba por unanimidad la gestión del consejo

La Junta General ordinaria de Accionistas de IMQ respalda por unanimidad la gestión social del Consejo de Administración de la entidad. Aprueba también por mayoría el resto de los puntos del orden del día sujetos a votación.

Se autorizó, al mismo tiempo, al consejo a adquirir acciones propias para autocartera, estableciéndose un incremento en el valor razonable de los paquetes accionariales (pasan de los 56.000 euros a los 99.000).

Controversia en torno a la reforma de los estatutos

No se llegó a votar el punto del orden del día que planteaba la reforma de los estatutos. Según indicaron los proponentes, decidieron retirar su planteamiento para “evitar controversias”, al considerar que su propuesta “no había sido suficientemente entendida”. Se da la circunstancia de que, de haberse votado, la propuesta habría salido adelante.

En su informe ante los asistentes el presidente de IMQ, Pedro Ensunza, se refirió a este extremo recordando que “IMQ es una empresa líder y respetada desde hace 85 años, con una importante presencia y arraigo en Euskadi”, y que “se está perdiendo de vista el daño institucional, empresarial y reputacional que se está haciendo a la compañía por intereses particulares, especulativos y descontrolados”.

Se mostró, no obstante, sensible y consciente de la necesidad de adoptar medidas que permitan una liquidez efectiva para quienes quieran vender sus acciones.

Balance anual y actividad

Tanto el presidente de IMQ, como el consejero director general, Miguel Ángel Lujua, explicaron los positivos resultados registrados por el grupo durante los últimos años. De forma destacada en 2018, con más de 464 millones de facturación agregada, 365.310 clientes con una fidelidad media cuatro veces superior a la del sector, una cuota de mercado del 74% y un crecimiento de negocio del 4,42%.

Destacaron, igualmente, el alto grado de solvencia de la compañía, 2,3 veces el exigido; así como la puesta en marcha de nuevos centros y unidades médicas. Y la apuesta por la innovación, la trasformación digital, el compromiso social y medioambiental, la experiencia de cliente y el aumento y rejuvenecimiento del cuadro médico.

Finalmente, se explicó que el dividendo percibido por los accionistas subió un 10% respecto a 2017, con una rentabilidad del 6,8% respecto del valor neto contable, también superior al de grandes empresas del IBEX.

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.