“La mediación goza de buena salud a pesar de todas las incertidumbres”

“La mediación goza de buena salud a pesar de todas las incertidumbres”.

Javier Barberá, presidente del Consejo General de Mediadores, ha hecho un balance 2021 a través de un video en que desglosa los principales hitos de la institución y de la mediación en un año “complicado, a caballo entre la recuperación de la normalidad y una pandemia que no acaba de desaparecer”.

El presidente de los mediadores ha destacado entre los logros el reforzamiento del papel del Consejo como Corporación de Derecho Público; mejorando su representatividad y razón de ser. Especialmente en la batalla contra las malas prácticas profesionales. Ha recordado cómo el Consejo, por vez primera, ha llevado su denuncia a organismos como la CNMC. Así como al Banco de España, Defensor del Pueblo o Gobierno. Y, en las próximas semanas, al Parlamento Europeo. Barberá se ha mostrado convencido de que “aunque la labor no es fácil, acabaremos obteniendo resultados”.

La mediación demanda una formación de calidad

Otro caballo de batalla de los mediadores en 2021 ha sido la reivindicación de una formación de calidad. En su intervención, el representante del Consejo se ha mostrado “insatisfecho con un Real Decreto que reduce el número de horas lectivas un 40% y al mismo tiempo permite la apertura, casi indiscriminada, de centros formativos que, pueden acabar siendo, epicentros del aprobado general”.

El tsunami normativo que afecta a la mediación también ha tenido un espacio en el balance de 2021.  Para Javier Barberá, Bruselas ha excluido, finalmente, a los mediadores del reglamento DORA que, “de no haberse evitado por la labor institucional, habría obligado a nuestras pymes a cumplimentar más de cien nuevos requerimientos en materia de datos y seguridad informática”.

Buena salud

Para el Consejo General el año que ahora termina ha demostrado que, a pesar de todas las incertidumbres, “la mediación goza de buena salud y las nuevas altas para ejercer como corredor, han batido récord”.

Javier Barberá ha terminado su análisis del año recordando la importancia de los Colegios y de formar parte de ellos porque, “además de ser unos centros de excelente enseñanza, son un lugar de asesoramiento y apoyo a los profesionales de la mediación”.

También te puede interesar:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.